Narrativas del Conflicto Colombiano: Voces, ecos y des-memoria

Publicado: 27 octubre, 2014 en Sin categoría

En este post voy a enlazar algunos videos para abordar el problema del Conflicto en Colombia. Además, voy a colgar algunos artículos de consulta que nos servirán de base para el conversatorio que desarrollaremos en la sesión del 10 de noviembre.

Todo este material (artículos, videos, documentales) nos servirá como caja de herramientas en la elaboración del artículo de opinión, el cual deberá ser publicado como un comentario en la fecha: 14/11/14. El artículo será evaluado con la rubrica de evaluación utilizada al inicio del semestre para ACD.

La verdad en Colombia – buscando justicia transicional

Guerra y Tierra – Pueblos indígenas y conflictos armados en Colombia

Cinco ejes para entender el conflicto armado colombiano.

Contravía: Mujeres Emberá en medio de la guerra (1 de 3)

Contravía: Mujeres Emberá en medio de la guerra (2 de 3)

No hubo tiempo para la tristeza

CONTRAVÍA: Entrevista a William Ospina

Jaime Garzon conferencia en Cali 1997 parte 1

Jaime Garzón: Humor Político

 

ARTÍCULOS DE CONSULTA:

Comunicaciòn, TV. y Guerra

PINCHA EN EL ENLACE PARA DESCARGAR LA GUÌA:

COMO ESCRIBIR ARTICULO DE OPINION

 

 

Anuncios
comentarios
  1. el conflicto armado es un tema que se a venido forjando desde muchos años y que día a día sigue tan vigente como ningún otro, pero pensaría yo que de los cinco ejes que dan origen a este conflicto el mas significativo es la presencia fragmentada de el estado en muchos de los territorios colombianos pues si existiera una presencia frecuente de el ESTADO no habrían permitido el posesiona miento de los grupos armados en nuestro territorio y pudiera el estado proteger a las mujeres niños y hombres campesinos o indígenas quienes se ven mas afectados por el conflicto armado colombiano

    din embargo , el estado se encarga de ponernos una cortina de humo disfrazada de televisión, radio y revistas, con noticias amarillistas que solo intentan desviar la atención de la realidad nacional, para que no se reaccione frente a esto; pero lastimosamente nos dejamos influenciar y manipular a tal punto de no notarlo y permitimos que se olviden a tantas personas víctimas de la violencia, para estos casos se creó un sistema de ordenamiento social, conformado por un presidente, un alcalde, el ejercito y demás entes que tienen como fin velar por la seguridad de los ciudadanos, pero no solo estos ciudadanos de las clases altas, si no de todo el pueblo colombiano;

    nombre: angie lisseth gómez rueda
    código: 2120205
    cátedra: conflictos internacionales

  2. La incomprensión del Estado hacia los grupos sociales que se resisten a perder su identidad es creciente, al igual que el precio que deben pagar estos grupos para permanecer vigentes y no quedar en el olvido. Estas comunidades deben vivir un conflicto armado entre las fuerzas militares dirigidas por el Estado y los grupos armados al margen de la ley, que se jactan de ser la izquierda del país, pero que al final no hay policía bueno ni malo. Son grupos que causan el mismo fatal efecto en aquellas comunidades alejadas de la periferia nacional. Mientras más analizamos al interior de la selva colombiana, más se verán las precarias condiciones de vida que afrontan los habitantes de los grupos indígenas con el fin de preservar su identidad. Estar inmerso en un conflicto armado, va más allá de las masacres, secuestros, atentados, sobornos, violaciones, reclutamiento de menores; soportar estás aberraciones no dejan más opción que desplazarse a ciudades o pueblos cercanos a los cascos urbanos, donde el gobierno si haga presencia. Porque es tan cierto, que el Estado tiene una presencia fragmentada, parece que aquellos a quienes les ha tocado la peor parte de vivir en este “paraíso natural” no tienen otra alternativa que abandonar su tierra, que para ellos tiene un significado diferente al nuestro, los habitantes de ciudades relacionamos la tierra como una propiedad, un apartamento, una casa, un carro o cualquier bien banal que nos estratifique.
    Pues bien, creo que la guerra nos es indiferente, tal vez, porque nos hemos acostumbrado a mirar las noticias y escuchar barbaries y más barbaries que nos convierten en sordos no de oído sino de alma. El sufrimiento del otro, sencillamente no nos importa siempre y cuando no nos afecte nuestra ciudad, no dimensionamos el efecto que causan aquellas multinacionales que además de causar efectos negativos en el medio ambiente, también causan desplazamiento de las comunidades indígenas y afro-descendientes, sencillamente o la tierra la regalamos a empresas extranjeras para agotar nuestros recursos o la tierra se convierte en un campo de batalla entre las fuerzas militares, o en su defecto es la tierra para sembrar hoja de coca y convertirse en un laboratorio y así generar empleo, por la cantidad de dinero que da este tipo de actividad; pero jamás el Estado otorgara la protección de esas tierras para que nuestros ancestros vivan en paz.

  3. pao210 dice:

    El conflicto armado en Colombia tiene entre sus múltiples causas las históricas falencias del Estado como proveedor de oportunidades de desarrollo y órgano facultado para satisfacer las necesidades a toda la sociedad, sobre todo las de los más desprotegidos o en desventaja de cualquier tipo. El alivio para esta larga problemática no se conseguirá de manera fácil y sencilla, o como el mágico resultado de una conversación de paz entre el gobierno de turno y uno de los actores al margen de la ley, sin embargo eso no puede apartarnos de soñar colectivamente con que dichos diálogos resulten positivos, ya que esto es fundamental para poder visualizar un futuro diferente y esperanzador.
    Según el Departamento Nacional de Planeación, año tras año el país pierde dos puntos del Producto Interno Bruto (PIB) como consecuencia de la violencia en todas sus formas por lo anterior, nuestro país está llegando a lo que algunos expertos en resolución de conflicto denominan “un empate mutuamente doloroso”, en donde la persistencia en la confrontación tiene costos profundos para ambas partes.
    Si la negociación No se enfoca en atacar las causas históricas y estructurales de nuestros problemas, tendremos un postconflicto complicado y sin garantías de una solución que permanezca en el tiempo. No es positivo apresurarse en afirmar en una Paz negociada sin haber sorteado o definido totalmente un tratamiento para los detonantes o factores causantes del más prolongado de nuestros conflictos internos.
    Para abordar las posibles salidas al prolongado conflicto armado, se podría proponer un mandato nacional acompañado de un acto de legitimación, el cual podría tratarse de un referendo, una constituyente o un plebiscito, en el cual tendrán que tratarse temas muy delicados y polémicos como la posible participación política de algunos miembros de las FARC o de otros grupos insurgentes; también se deberán analizar puntos neurálgicos y estructurales para el país, entre los cuales están:
    1. La lucha contra la corrupción con métodos contundentes que cobijen hasta las altas esferas de la sociedad si es necesario; que se contemple la muerte política y penas ejemplarizantes
    2. La reforma al sistema educativo público, con educación gratuita y garantizada hasta el nivel técnico o profesional
    3. Una reforma integral a la salud que garantice la prestación del servicio con equidad a toda la población
    4. Reformar el sistema pensiones para que todos ten gamos posibilidades reales de disfrutar
    5. Una reforma política que permita la inclusión de todas las manifestaciones sociales y políticas sin temor a la eliminación sistemática (garantías de seguridad)
    6. Un profundo proceso de cultura ciudadana, para que cada uno de los habitantes del territorio nacional tenga consciencia de la importancia de identificar el lugar que se tiene dentro de la sociedad y que de esta forma se construya un ambiente de verdadera justicia social y prosperidad para todo
    7. Una reforma agraria verdadera y radical, el cual es un punto neurálgico y transversal, ya que se considera que la tenencia de tierra es una de las raíces de todos nuestros demás conflictos sociales, porque éste punto representa el mayor foco de exclusión, discriminación y violencia, por cuenta del desplazamiento forzoso, la pérdida del arraigo o identidad local, pérdida de la productividad económica y de los lazos familiares y sociales.
    Además, no podemos dejar por fuera a todos aquellos temas necesarios que propicien el fortalecimiento de instituciones legales y oficiales, la cuales son la esencia del funcionamiento del Estado, y por medio de las cuales se ejecutarán y materializarán todas las medidas compensatorias para la población vulnerable y para las víctimas directas e indirectas del largo conflicto.

    Paola Alejandra Romero Lozano
    cod. 2080006
    Cátedra Conflicto y Relaciones Internacionales

  4. Colombia lleva más de 50 años, padeciendo una guerra interna, donde se han creado grupos al margen de la ley como las guerrillas, no obstante de otros, tales como los paramilitares, las autodefensas, los cuales han ayudado a incrementar el conflicto armado colombiano.

    Todo esta guerra sólo ha generado muertes, desplazamientos, masacres y un sin número de víctimas, que en la actualidad claman justicia. Este conflicto armado ha girado en torno a ciertos ejes, tales como la guerra por las tierras, la participación política, el narcotráfico, la presencia fragmentada del Estado, donde hay que resaltar que alrededor de toda esta problemática, siempre han existido intereses privados y políticos, pues los terratenientes, los narcotraficantes, y políticos han aprovechado toda esta guerra y se han inmiscuido en ella para obtener ventajas frente a sus intereses.

    Ahora bien, el Estado ha sido ajeno a muchas de estas problemáticas, pues ha dejado de un lado las minorías que hacen parte de la nación, tal y como ocurre con los grupos indígenas, quienes no sólo se ven obligados a abandonar sus territorios por los grupos subversivos, sino también por todas las empresas extranjeras que llegan al país con el objetivo de explotar los recursos naturales, de los cuales Colombia goza en gran amplitud y variedad. Generando así un mayor índice en el porcentaje de desplazamiento de estos grupos, quienes viven en situaciones paupérrimas, y que buscan salvar y mantener sus costumbres.

    A partir de esto, Colombia ha sufrido una guerra larga, pero existe un incremento de esa guerra desde la promulgación de la Constitución Política de 1991, pues frente al propósito democratizador que esta buscaba, existió una oposición, la cual género que a partir de la expedición de la Constitución de 1991, se generará una mayor ola de violencia de la que ya había sufrido Colombia, donde se incrementaron nuevas formas de tortura, masacres, asesinatos, secuestros, desplazamientos, entre otros, generando así un mayor número de víctimas.

    Es así, que el Estado colombiano no puede dejar de un lado todas las víctimas de este conflicto armado, pues son bastantes altos los porcentajes que se emiten frente al número de estas, no obstante que las personas que se encuentran en las ciudades y que se encuentran aisladas de todos estos sucesos no pueden ser ajenas a la situación que viven las personas que se encuentran en el medio de toda esta guerra.

    Nombre: Kenya Alejandra Peña Martínez
    Código: 2120180
    Grupo: N1

  5. Opinión:

    Leidy Lupita Santos
    2100027
    CONFLICTOS Y RELACIONES GRUPO N1
    La guerra en Colombia parece una herencia de nunca acabar va de generación en generación en la cual sufren las poblaciones más vulnerables del país como los son los grupos indígenas, afrodescendientes, campesinos entre otros.
    A los cuales se les despojan sus territorios a como dé lugar sin importar el sufrimientos que estos tengan que afrontar .Se tiene argumentos como la globalización , tratados comerciales en los cuales se indica que la minería , los recursos naturales como el agua , el petróleo son la locomotora del país , se le otorgan condiciones favorables a las multinacionales las cuales realizan explotaciones de recursos naturales que no son nada amigables con el medio ambiente y tienen un fuerte impacto ambiental en la sociedad por ejemplo: los constantes derrames de petróleo que se presentan en nuestros mares en los cuales mueren muchas especies de fauna y flora, las sequías por el uso irracional del agua.
    Las pocas regalías que se generan de estas actividades se quedan en las manos de unas cuantas élites y políticos, que no les importa el resto de población ya que cada vez es más grande la brecha entre ricos y pobres.
    Es una verdadera tristeza que en países como el nuestro nos cobran impuestos por las cosas buenas como: trabajar, pero no se cobran impuestos por contaminar, por desperdiciar el agua etc.
    Adicional a esto esta población ha tenido que convivir relegada, despreciada por sus costumbres y tradiciones decimos tener una de las democracias más antiguas del mundo pero esto es solo una leyenda urbana puesto que la democracia debería aceptar que el otro es diferente y no por eso tengo que callarlo a como dé lugar ya sea matándolo , torturándolo .
    Existe una gran incomprensión por parte del estado que en muchas ocasiones ha llegado a negar estos conflictos, recordemos que las victimas no son solo números y cifras asombrosas como las que se han presentado en poblaciones como Bojayá en el chocó.
    Son personas que tienen en ocasiones marcas en sus cuerpos productos de minas quiebra patas , personas que han visto morir a sus seres queridos a manos de los rebeldes llámense ( AUC , FARC , ELN , Rastrojos , Urabeños etc.) con fuertes torturas decapitados, despedazados , personas que no pudieron ni darle sepultura a sus familiares , personas que aun no saben que paso con ellos porque aun siguen desaparecidos y nadie da razón.
    Personas que tienen fuertes marcas en su corazón al sentir el olvido por parte del estado por ejemplo el Choco parece el África Colombiana donde vive la población en una extrema pobreza , sin acceso a condiciones sanitarias adecuadas , sin infraestructura, educación , salud sin oportunidades de trabajo , los cuales para sobrevivir se exponen a actividades peligrosas como la minería ilegal o en ocasiones se venden al mejor postor de grupos al margen de la ley que les brindan así sea a base de mentiras una oportunidad de ingreso.
    Es curioso que nuestros país reclama soberanía cuando pierde territorio como por ejemplo el caso de San Andrés y providencia con el fallo de la Haya por parte de la Corte Internacional de Justicia , En la cual Colombia debe ceder parte del mar a Nicaragua no es que me alegre este acontecimiento pero a decir verdad siempre hemos visto que la población de la isla de San Andrés se siente olvidada por parte del gobierno Nacional , pues poco del presupuesto Nacional se destina a esta región , no hay un acompañamiento significativo a la población.
    De igual manera sucedió con la finquita que se vendió es decir Panamá, y ahora si nos lamentamos cuando vemos el canal generando ingresos para su población, no valoramos lo que tenemos.
    Nuestro país se desgarra y se sigue desgarrando por actividades como el narcotráfico, el secuestro, la prostitución.
    Adicional a esto las grandes inversiones en armas y en ejércitos para tratar de contrarrestar la guerra, pero a decir verdad esto es solo un contentillo porque se desmoviliza un grupo al margen de la ley y se crean otros.
    Sería una verdadera fortuna que este dinero se dedicara a la educación gratuita, condiciones de salud favorable, infraestructura, innovación ambiental etc.
    Desafortunadamente se utiliza la creatividad para destruir al otro pues en este país se han inventado formas terroristas como: animales bombas, personas bombas, carros bombas etc.
    Es una lucha constante por el poder que se disputan grupos ilegales, civiles desde las ciudades la guerra y los conflictos se ven lejanos pero nuestros campesinos son despojados de sus tierras, se ven obligados a migrar del campo a la ciudad en muchas ocasiones sin ninguna clase de apoyo ni psicológico ni económico ni de seguridad por parte del estado.
    Me genera admiración el hecho de ver y saber que estas personas (indígenas) a pesar de las condiciones tan difíciles que afrontan defienden el territorio, ya que valoran el espacio en el cual viven y desarrollan sus actividades que bueno sería que todos tuviéramos ese gran sentido de pertenencia por la “pacha mamá” como ellos denominan a la tierra que los vio nacer, crecer, tener su familia y los vera morir.

    Gracias !!!

  6. Manuel Quiñones Idárraga - 2101424 dice:

    Para hacer connotación con este tema, retomo algunas de las palabras de la escritora SANDRA LILIANA OROSTEGUI, en su escrito LA TRAGEDIA COLOMBIANA.

    Y es que como lo dice la autora en su artículo, a todos nos duelen los muertos, las víctimas, la sangre que a diario se derrama en nuestra amada Colombia.
    La doctora Sandra refiere en su artículo como culpable de esta realidad y tragedia colombiana al fanatismo excesivo de los que hablan, de los que callan, de los que mandan callar, de los que se han inventado enemigos imaginarios, opositores delirantes, de opuestos realmente inexistentes.

    Y es que en este tiempo en que hablamos de reconciliación, de tregua, de proceso de paz, de paro a las hostilidades, y en tiempo en que queremos tomar conciencia de que si seguimos con este “fanatismo excesivo” seguiremos condenados a ver nuestros hermanos caer, nuestra sangre derramarse, nuestros sueños desmoronarse y nuestras familias derrumbarse. Es momento para que, como Colombianos, tomemos nuestra bandera, y paremos con nuestra voz y nuestras ideas el crecimiento absurdo de la franja roja… ya estamos cansados de que se hayan robado el oro, de que nos arrebaten los mares… cansémonos también de ver crecer la franja roja con la sangre de los nuestros, de los mismos nuestros.

    Al final de cuentas, el país queda en manos de los mismos diez o quince, y las víctimas continuaremos siendo todos, unos porque hablan, otros porque callan, y terminaremos así llenos de Jaimes Garzón, de Luis Carlos Galanes, y de otras varias “voces inocentes” que enterrados en cualquier potrero de nuestra patria, reclaman lo que hoy los vivos no somos capaces de reclamar, un ALTO a la barbarie, un cansancio inminente de ver cómo otros ponen los problemas y el pueblo colombiano, pone los muertos.

    Conflictos y Relaciones Internacionales.
    Cód. 2101424

  7. COLOMBIA EL PAÍS DEL SAGRADO CORAZÓN, UNA GUERRA SIN FIN.

    Colombia el país del sagrado corazón, donde todo puede pasar por encima de los derechos humanos y la misma sociedad ignora lo hechos.
    En este maravilloso país “Colombia” donde se engendran los hechos de violencia más atroces contra la comunidad indígena, afrocolombianos, y personas menos afortunadas, donde de todo puede estar sucediendo en estos momentos pero solo nos interesa opinar y criticar de lo que los medio de comunicación nos muestran.

    El conflicto armado colombiano, una infinita guerra contra nuestros propios de hermanos y donde cuyas acciones ofensivas tienen cerca de medio siglo, no se ha arraigado una interpretación seria, aunque no han faltado juicios acertados y criticas fuera de contexto.Esta guerra no ha querido tomar en cuenta las causas que le han servido y que han sostenido su dilación. Y no porque no se hayan dado realidades o muestras de las intenciones con que se inició, sino debido a la intención de algunos de no querer ver esa realidad. Es recurrente el ejercicio del esconder la cabeza ante los hechos horrorosos en los que muchas comunidades viven a diario, y que nosotros solo esquivamos los hechos y seguimos nuestra monótona vida mientras el entorno externo de nuestro país, se quema con la guerra que les acobija. Esa misma posición de indiferencia ha debilitado la posibilidad de buscar una salida negociada que lleve a un compromiso de paz a las partes contrapuestas.

    Las personas más afectadas son las comunidades más vulnerables, con todas sus secuelas de degradación, que son fuente de las violencias que se han redundado en el país, para “empeorar o ayudar”expresiones de la nombrada guerrilla o del mismo paramilitarismo y de otros grupos aferrados a imponer su ley a sangre y fuego. La pobreza es el resultado de la inequitativa distribución del ingreso nacional, generando desajustes de alcance social, llevando a la supresión, imponiendo indultos, estimulando los abusos y facilita a estos a que los bienes comunes, los de nosotros los colombianos tengan un aprovechamiento desviado en beneficio de quienes ejercen un mayor control del poder.

    Pero para quien es una mentira cegada que las sociedades de clases no es un invento de figurado nivoluble. Es la realidad determinada por la desigualdad. Y esta desigualdad proviene del sistema de reparto inequitativo del ingreso nacional. Mientras unos pocos se apropian de la riqueza del país, de lo que cada uno contribuye a diario con sus impuestos, multas y demás, llenándose los bolsillos de dineros limpios, otros padecen necesidades cada vez más sentidas y con menor margen de satisfacción. El monopolio de la tierra en Colombia,es uno de los rasgos más notorios de la brecha que existe entre los grandes propietarios (terratenientes) y el campesino raso. Ninguna reforma agraria ha introducido una corrección de justicia a esa distorsión, Al contrario ha hecho que se incremente más, como con lo que paso con el agroingreso seguro solo favorecido a las familias más adineradas y amigos de la realeza, aprovechando los espacios que siempre dejan las dichosas reformas para que ellos mismos, los que las crean puedan hacer de las suyas. .

    Por tanto estas personas de alta alcurnia como se dice, de clase están demostrada en la educación, en la salud, en la seguridad, en la vivienda y en la prestación de buenos servicios, y aun así se aprovechan de las personas que solo tienen para sobrevivir de sus cultivos.

    En realidad es que los acosos de la desigualdad e inequidad, son la división impuesta por la distribución del ingreso y que ha arrastrado a no pocas personas a la inconformidad. Buscando canales o medios adecuados de expresión para resolver sus problemas de inconformidad llevándolos a larebelión o a la impotencia expresado en términos de lucha armada. Lo cual no ha se ha dado solamente en Colombia, sino también la historia de la humanidad,

    Por ende una solución del conflicto armado colombiano puede ser que reconozcamos la guerra que se está viviendo y no seamos indiferentes al dolor de nuestros hermanos menos favorecidos, si reconocemos la crucial realidad de la pobreza, el conflicto y la solución de este flagelo. Es necesario poner en vigencia la norma estipulada en la Constitución Política de 1991, donde nos dice que Colombia es un Estado social de derecho. De lo cual debe traducirse en una sociedad igualitaria y en una democracia que elimine todas las tentaciones que llevan al abuso del poder, a la corrupción, a la exclusión y al autoritarismo, a la creación de los grandes monopolios que están acabando con nuestras culturas y nuestras familias, trayendo cambios irreversibles para la sociedad.

  8. KENNETH CABALLERO- NEGOCIOS INTERNACIONALES- EPISTEMOLOGIA

    El desconocimiento y el menosprecio de los derechos humanos han originado actos de barbarie ultrajantes para la conciencia de la humanidad , el advenimiento de un mundo en que los seres humanos, liberados del temor y la miseria, disfruten de la libertad de la palabra y de la libertad de creencias.
    considerando esencial que los derechos humanos sean protegidos por un régimen de derecho, a fin de que el hombre no se vea comprimido al supremo recurso de la rebelión contra la tiranía y la opresión.
    También es esencial promover el desarrollo de las relaciones amistosas entre las naciones, teniendo en cuenta que los pueblos de las naciones unidas han reafirmado en la carta, su fe en los derechos fundamentales del hombre, en el valor y la dignidad de la persona humana, y en la igualdad de derechos de hombres y mujeres y se han declarado resueltos a promover el progreso social y a elevar el nivel de vida dentro de un concepto mas amplio de la libertad

    KENNETH CABALLERO- NEGOCIOS INTERNACIONALES- EPISTEMOLOGIA

  9. CINDY CONSTANZA GUERRERO SARMIENTO dice:

    En los videos se nota de inmediato la corrupcion, la guerra, los conflictos con los grupos al margen de la ley, la facta de liderazgo por parte de la fuerza publica, se observa que los derechos humanos solo sirven de papel para la sociedad, para las personas, los niños, las mujeres. lo que en realidad se observa es la violacion de estos, la falta de compromiso, la falta de buenos lideres que busquen el bienestar del pueblo y no solo de ellos. Son videos muy constructivos que por medio de un mensaje diferente tratan de mostrar la realidad que vivimos cada día

  10. Zully K Patiño Viviescas dice:

    El conflicto armado interno colombiano, históricamente ha servido para restringir libertades y para violar derechos, acciones que están justificadas por los actores del conflicto, que desde diferentes perspectivas, buscan penetrar y conquistar espacios de acción civil.

    Desde el actuar político, ideológico y militar de las guerrillas, pasando por las propias acciones estatales y de señalados actores de la sociedad civil, se legitimó un régimen de terror que poco a poco amenaza las esperanzas de millones de colombianos de alcanzar condiciones mínimas de vida digna dentro del territorio colombiano.

    Por ello, tanto los guerreros como aquellos líderes políticos, económicos y sociales que insisten en la guerra interna, logran frenar de manera clara el desarrollo, la apertura democrática y en general, la construcción de un Estado fuerte, de una nación diversa étnica y culturalmente, que actúe y se manifieste a través de unos mínimos de identidad que nos permitan compartir ideas y sueños de un mejor país. Esos actores han terminado sirviendo a los intereses de los señores de la guerra que desde los ámbitos nacional e internacional actúan para que la idea de paz en Colombia se aleje cada vez más. No hay que olvidar que la imposibilidad de construir un Estado fuerte beneficia a sectores hegemónicos económicos, políticos y sociales, que imponen sus proyectos en todo el territorio nacional.

    Se requeriría de una revolución cultural que el conflicto armado nos ha obligado a aplazar o que simplemente no nos ha dejado pensar y que es necesaria para avanzar hacia un país incluyente, respetuoso y orgulloso de su diversidad cultural y consciente de lo que significa ser un país biodiverso.

    Nombre: Zully Katherin Patiño
    Código: 2080084
    Grupo: N

  11. Son más de 50 años de conflicto armado en Colombia, y las narrativas presentadas anteriormente dejan en evidencia la necesidad que se vive en nuestro país. Escuchar hablar a estas personas que han vivido el conflicto de cerca nos inquieta y nos pone a pensar cuales son las razones por las cuales no se ha llegado a un acuerdo entre el gobierno y los grupos alzados en armas, un acuerdo que permita que los colombianos vivamos en paz, un acuerdo que elimine de una vez por todas las muertes que estos actos cobran diariamente. El gobierno sin duda alguna tiene las intenciones de lograr un acuerdo, pero definitivamente los grupos alzados en armas pareciera que no, porque siguen cometiendo actos que dejan en evidencia la falta de voluntad en los procesos de paz que se acaba de suspender en la habana producto del secuestro de un general de la fuerza pública. A las Farc y al ELN se les están cumpliendo las exigencias y los puntos de acuerdo se están dando a su favor; pero es claro que no se les puede entregar el control del país porque no es justo que gobiernen con ideas que podrían alterar el bienestar de la comunidad en un futuro. Personas como Jaime Garzón que han tratado a través de un periodismo crítico y limpio poner al descubierto las acciones del gobierno junto a las de los grupos armados son asesinadas, porque en este país desafortunadamente las personas que gobiernan están implicadas en estas prácticas de para-política y no les conviene que la verdad salga a la luz, porque empiezan a verse perjudicados los beneficios personales que es en lo que piensan antes de interesarse por el bien común.

    JHON FREDDY URIBE RINCÓN
    2130085
    Conflictos y relaciones internacionales

  12. Maria Isabel Moreno dice:

    El conflicto armado en Colombia viene desde el siglo XX con la división de dos bandos llamados liberalismo y conservatismo. En esta época hubo mucha violencia y había persecución entre militantes de un partido y de otro ocasionando grandes masacres. Como parte de este ambiente surgió el primer grupo guerrillero en Colombia en los años 50s el cual surgió como un movimiento campesino organizado en columnas. Este conflicto no nace de un día para otro sino que se ha venido gestando por muchos años. También vemos que todo se ha generado porque las partes buscan sus intereses propios, por ejemplo la guerrilla se excusa en que quieren un gobierno más equitativo, bienestar social y mayor participación del pueblo, pero con sus actos de violencia y su forma de financiación por medio del narcotráfico hacen ver que sus intenciones son otras desfigurando la esencia de sus ideales. Por otro lado al estar el poder, en una pequeña parte de la sociedad, se presenta una desigualdad abismal en el pueblo a causa de la corrupción, malas administraciones y pocos valores entre los que tiene que gobernar el país. Al ver nosotros una sociedad que viene corrompida vemos la necesidad de implementar en nuestras nuevas generaciones por medio de la educación valores y principios que transformen a nuestro país en una nación donde se aplique la igualdad y la justicia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s